Contando muertos en vez de ovejitas

El INE ha actualizado sus estimaciones sobre el número de defunciones semanales, que a lo largo del 2020 da un exceso de fallecimientos de 42 000 (redondeando a los miles) sobre una base calculada por el INE con un promedio de fallecimientos de años previos.

Pero hay que tener en cuenta que el inicio de este año empezó con déficit de fallecimientos con respecto a esa base, por lo que si se selecciona solo el periodo donde se ha manifestado la covidia (desde la semana 10, que empezaba el 2 de marzo, hasta que acaba el exceso de fallecimientos) y se compara con la media calculada por el INE, se obtiene que ha habido un exceso de 48 000 fallecimientos:

Pero sin en vez de usar la línea base calculada por el INE, se usa usa línea base calculada por medio de la suavización de los años 2016-2019 y escalada para coincidir con los fallecimientos de las 9 primeras semanas de 2020, se obtiene un valor de 52 000 fallecidos:

Además, si en vez de hacer el cálculo a nivel nacional se hace por cada provincia, seleccionando automáticamente los periodos con exceso de fallecimientos y escalando la línea base, se sube ya a un exceso de 54 000 fallecimientos durante el periodo de la covidia:

¿Son todos los fallecimientos debidos a la covidia? Para darse una idea se puede mirar un gráfico de la prevalencia provincial de los anticuerpos IgG del estudio del ISCIII con los excesos de fallecimientos:

También se pueden ver estos excesos de fallecimientos cómo evolucionaron en comparación con las curvas de casos por inicio de síntomas o las hospitalizaciones en planta:

2 opiniones en “Contando muertos en vez de ovejitas”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.